Imágenes, volúmenes y, además, palabras

4 mayo, 2021

Imágenes, volúmenes y, además, palabras

4 mayo, 2021

Variety y Star Wars

Variety y Star Wars

Para aquellos que, a estas alturas, desconozcan la importancia y la impronta de la revista Variety, retrocedamos un poco en el tiempo para que puedan entenderlo mejor. Variety nació el 16 de diciembre del año 1905 en la ciudad de Nueva York para cubrir las novedades y los estrenos que se iban sucediendo dentro del circuito de musicales y obras teatrales de la ciudad. Tras tres décadas en el mercado, sus responsables decidieron expandirse y, el seis de septiembre del año 1933, se creó una nueva cabecera llamada Daily Variety, con sede en la costa oeste (Los Ángeles), pensada para cubrir, también, todas aquellas noticias relacionadas con el mundo del séptimo arte que, por aquel entonces, se producían con una inusitada cadencia en la meca del cine, un territorio también conocido como Hollywood, dado que la mayoría de los grandes estudios cinematográficos se establecieron en dicha localización geográfica a principios del pasado siglo XX.1

La publicación, considerada como la “BIBLIA” del entretenimiento, con mayúsculas, desde su expansión de principios de la década de los años treinta del pasado siglo XX, ha ido recogiendo en sus páginas los principales acontecimientos relacionados con el teatro, el circo, el cine, la televisión y la música contemporánea. La cabecera, llegado el momento, también se hizo eco de los diferentes lanzamientos de los nuevos reproductores de imagen y sonido para uso individual y los avances digitales en imagen y sonido, así como el nacimiento de las actuales plataformas de streaming.

Los tres voluminosos números especiales anuales dedicados a enumerar la práctica totalidad de las películas presentadas en el festival internacional de cine de Cannes, en el American Film Market o en el desaparecido International Market for Cinema and Multimedia (MIFED), forman parte del imaginario de todos aquellos profesionales ligados al negocio de la distribución y exhibición cinematográfica mundial desde hace décadas, y aún hoy en día su lectura es obligatoria para quienes deseen entender cómo funciona, comercialmente hablando, una industria que, cada vez, está más cercana a convertirse en un objeto de estudio de Historia, ante los cambios y la mismas circunstancias sociales en la que ha desarrollado su ya centenaria singladura.

De igual modo, sus estudios del cine internacional -no solamente del que se rodaba y producía en los Estados Unidos de América, sino abarcando el resto del mundo, incluyendo nuestro país- fueron y siguen siendo de lectura obligada para quienes aspiren a conocer la evolución, desarrollo e implantación del séptimo arte desde mediados del pasado siglo XX. Por último, siempre se recordarán, antes y ahora, los números previos a la entrega de los premios Oscar, ejemplares plagados de anuncios a página completa en los que se hacía hincapié en una determinada producción, elenco, realizador o equipo técnico y que servirían para conquistar los corazones y los votos de los miembros de la academia de artes y ciencia cinematográficas de los Estados Unidos de América. Esto último es una buena muestra de la tremenda influencia de una publicación que, por extraño que pueda parecer, a tenor de lo dicho, siempre ha tenido una tirada “modesta”, si se la compara con otras publicaciones de la misma índole.

Hoy en día, donde lo que priva es la inmediatez más desenfrenada, contada en pocas palabras y acompañada de una imagen impactante y/o tremendamente sensacionalista a la par que banal, una publicación como Variety puede parecer ridícula y pasada de moda, pero si se quiere conocer la historiografía del séptimo arte, sus principales personajes y cómo se desenvolvieron todas aquellas películas de las que hoy todo el mundo habla, pero que nadie recuerda muy bien de dónde salieron, resulta obligado remangarse y empezar a leer las miles de páginas impresas en la revista creada por Simon “Sime” J. Silverman (1873-1933), hace ciento dieciséis años.

Por extraño que pueda parecer, por ejemplo, dado que muy pocos confiaban en la epopeya de George Lucas, Star Wars se dio a conocer entre la industria y los profesionales del cine en las páginas de Variety (edición de Nueva York) a principios del año 1977. El miércoles doce de enero, Twentieth Century Fox Film Corporation publicó una lista de títulos que se estrenarían a lo largo del año. Dicha lista, presentada por Alan Ladd Jr., entonces responsable de dar el visto bueno a los proyectos que tocaban hasta las puertas del estudio, incluía un total de diecinueve películas, entre las que destacaría las siguientes: Silver Streak (Arthur Hiller); Wizards (Ralph Bakshi); 3 Women (Robert Altman); An unmarried woman (Paul Mazursky);The Other Side of Midnight (Charles Jarrott); Julia (Fred Zinnemann); Damnation Alley (Jack Smight); Rolling Thunder (John Flynn); High Anxiety (Mel Brooks); The World’s Greatest Lover (Gene Wilder) y, por supuesto, Star Wars.

En dicha lista, en la que se podía ver, además, una imagen y/o un cartel de cada una de las películas, a página completa y en blanco y negro, apareció reproducida una instantánea de la princesa Leia y Luke Skywalker en plena huida de las tropas imperiales, dentro de la Estrella de la Muerte. El momento escogido es justo antes de decidir qué deben hacer ambos, ante el enorme y desafiante abismo que se abría ante ellos, una vez que el joven granjero destrozó los controles que le hubieran permitido salir del atolladero sin mayores quebraderos de cabeza. [Imágenes 1, 2 y 3]

La fotografía estaba acompañada por las letras “Star Wars” cuando el logotipo todavía usaba un diseño previo de Suzi Race2 en el que la W no había cambiado hasta la forma en la que la conocemos ahora, tras haber pasado, por las manos de Joe Johnston. El resto del anuncio estaba compuesto por el reparto y equipo técnico, y por la siguiente leyenda:

George Lucas, the director of ‘American Graffiti’, creates a Majestic visual experience of extraordinary worlds. He takes us to a distant Galaxy light years from Earth, in a romantic space fantasy about an intergalactic civil war and the confrontations with the dark forces of an evil space empire.

Tuvieron que pasar varios meses hasta que Twentieth Century Fox Film Corporation volviera a publicar otro anuncio específico sobre la película de George Lucas. Éste llegó un mes antes del estreno, el miércoles 20 de abril del año 1977, espacio en el que una “orgullosa compañía” proclamaba que su nueva película se ofrecería en dos soportes, 70mm y 35mm, contando, en el caso del primero, con el soporte del sistema de sonido Dolby, algo totalmente impensable para los cines españoles de aquella época. La imagen, además de contar con un caza T-65B X-wing starfighter, seguía usando el logotipo anteriormente comentado de Suzi Race.

El mismo día del estreno de la película, el miércoles 25 de mayo, en teoría, un día como otro cualquiera en la industria cinematográfica mundial, la compañía EMI publicaba un anuncio indicando que buena parte de la realización de George Lucas se había rodado en los celebérrimos estudios EMI Elstree Studios y, como complemento, figuraba el logotipo diseñado por Dan Perri, el cual se pudo luego ver en las distintas versiones de los carteles originales de la película de George Lucas. [Imágenes 4 y 5]

Unas páginas antes [Imagen 6] se podía leer la crítica de la película, escrita por uno de los integrantes de la redacción de la publicación, A.D. Murphy, que pasa por ser una de las mejores, si no la mejor reseña escrita sobre la epopeya galáctica. El texto comienza de la siguiente forma: “’Star Wars’ is a magnificent film. George Lucas set out to make the biggest possible adventure-fantasy out of his memories of serial and older action epics, and he has succeeded brilliantly.” El tercer párrafo empieza con la siguiente frase: “Like a breath of fresh air, ‘Star Wars’ sweeps away the cynicism that has in recent years obscured the concept of valor, dedication and honor.” Tras hablar, y en muy buenos términos, del reparto, el escritor responsable de la reseña afirma lo siguiente: “The superb balance of technology and human drama is one of the many achievements. This is the kind of films in which an audience, first entertained, can later walk out feeling good all over.”3

Una semana después, el 1 de junio del año 1977 y en la portada de publicación [Imagen 7] se podía leer lo siguiente: “’STAR WARS’ BEST STAR SINCE ‘JAWS’”, y en el artículo que acompañaba el titular se hacía mención al tremendo éxito de una película que, sin contar con el apoyo de la industria, ni del estudio que la presentó, todo sea dicho, logró desbancar a la realización de Steven Spielberg, la cual ostentaba el primer puesto de la lista de películas que más habían recaudado en la primera semana de su exhibición.

El día 8 de junio aparecía el primer dato publicado y éste venía a decir lo siguiente: Star Wars, estrenada en catorce ciudades y en tan sólo veintiséis pantallas, había logrado recaudar 1.947,500 dólares americanos de la época. De este particular también se hacía eco la empresa Dolby Laboratories, Inc., la cual utilizaba en esos instantes el sistema Dolby Stereo, cuyos responsables costearon un anuncio en el Daily Variety californiano (edición de la costa oeste) para destacar los 254.809 dólares americanos recaudados por la película en su primer día de exhibición, sin perder de vista los pocos cines que llegaron a estrenarla.

El miércoles 28 de diciembre de 1977 aparecía publicada la noticia de que George Lucas había llegado a un acuerdo con Warner Bros. Animation para proyectar en los cines de la ciudad de San Francisco, como complemento a su película, el corto Duck Dodgers in the 24 ½ Century (Charles M. Jones, 1953), todo en clara referencia a la querencia del realizador californiano para con la animación y con el legado de Philip Francis Nowlan (1888-1940), creador del personaje de “Buck” Rogers.

Ya en enero de 1978, Star Wars figuraba como la película más taquillera del año anterior. Tres meses más tarde, el 12 de abril, salió publicada una carta de Ashley Boone, vicepresidente para marketing y distribución en el mercado estadounidense de 20th Century Fox, donde se detallaba la intensa campaña de publicidad que se iba a desarrollar en televisión y radio con motivo del re-estreno de la película, en EE. UU. y Canadá. Esto hoy es normal, casi se diría que rutinario, en las páginas de esta misma publicación, pero en aquellos momentos las películas no se promocionaban de una forma tan aplastante como lo hizo 20th Century Fox. [Imagen 9]

Para conmemorar el primer aniversario, cuando la película ya había dejado de ser eso, una simple película, para convertirse en un fenómeno multimedia lleno de propuestas de todo tipo y condición, la revista Variety publicó un anuncio, el 24 de mayo del año 1978 [Imagen 8] cuya imagen estaba presidida por una enorme tarta de cumpleaños diseñada por Cake and Art y la siguiente leyenda: “MAY THE FORCE BE WITH YOU” y “ONE YEAR OLD”, además de estar acompañada por los doce primeros muñecos comercializados por la empresa juguetera Kenner (GMFG).

El miércoles 14 de junio del año 1978, las páginas 14 y 15 de la misma revista reproducían un anuncio plagado de multitud de elementos relacionados con la película, desde lunchbox hasta sacos de dormir, pijamas, camisetas, calcetines, zapatillas, tazas, comic-books, novelas y, cómo no, un caza T-65B X-wing starfighter y juguetes de la marca juguetera Kenner (GMFG). La leyenda de dicho anuncio era bien clara: “STAR WARS IS MORE THAN A MOVIE”, algo que hoy en día es innegable, se mire por donde se mire. [Imágenes 10 y 11]

En agosto de 1979, dos años después del entreno, un nuevo anuncio a página completa nos hacía saber que la película había vuelto y había recaudado en tan solo una semana diez millones de dólares más.

Sin embargo, donde quedó clara la importancia del estreno de lo que por aquel entonces solamente se conocía como Star Wars llegó en las páginas de la revista Variety, el día tres de junio de 1987, fecha en la que se publicó un especial de veinte páginas dedicado al décimo aniversario de la película. En él se recogía desde el dinero ganado en esa década, vendiendo todo tipo de productos, hasta el hecho de que George Lucas había participado en cinco de las diez películas más taquilleras de la historia del cine hasta el momento, o la difusión del sistema de sonido THX. No obstante, en la cuarta página de dicho especial, aparecía “Star Wars Chronology” donde se detalla, por ejemplo, el estreno de The Making of Star Wars por la cadena ABC (septiembre, 1977); el concierto “Star Wars” en Hollywood Bowl, a cargo de Zubin Mehta (noviembre, 1977); la llegada de los primeros juguetes a las tiendas (enero, 1978); la primera newsletter del Star Wars Fan Club (julio, 1978); la donación de R2-D2 y de C-3PO al Instituto Smithsoniano (enero, 1984); o la apertura de “Star Tours” en el parque de atracciones Disneyland en Anaheim, California (enero, 1987), solo por citar algunos de los acontecimientos que se encuentran en este completísimo listado.

Por último, y no por ello menos importante, están los anuncios que diversas empresas contrataron para felicitar a Lucasfilm por el décimo aniversario de la película. Entre todos ellos destacaría el de Marvel Comics, un año después de que la editorial dejara de publicar la serie gráfica; el de The Walt Disney Company; el de la empresa videográfica CBS FOX; la dedicatoria de Steven Spielberg y su estudio Amblin Entertainment -“Dear George, Thanks for bringing Star Wars to our Galaxy… You´ve given us all a very special gift”-; y el de Jim Henson, con Peggy y Kermit emulando a Leia y Luke en el poster de los hermanos Hildebrandt. [Imágenes 12, 13, 14, 15, 16 y 17].

Termino este recorrido con algo que me sorprendió muchísimo, sobre todo por encontrarlo donde lo encontré. El dos de noviembre de 1988 se publicó un anuncio a página completa con la ilustración de Ralph McQuarrie, fechada el 1 de abril de 1975, en donde aparecen Han Solo y Luke-as-girl, con la siguiente leyenda: “Dear George Lucas, when are you going to make another Star Wars?” Este anuncio lo pagaron de su bolsillo cuarenta aficionados franceses, coincidiendo con el décimo primer aniversario del estreno de Star Wars en Francia. Visto con la perspectiva que dan los años, es una pena que ese espíritu se haya perdido y de qué manera, debo añadir. [Imagen 18]

Tras este recorrido por el pasado y los fundamentos cinematográficos de la película de George Lucas, por una fuente a la que, normalmente no se recurre, no hay que olvidarse de lo que, con tanto acierto, expresó el responsable de la reseña publicada el día 25 de mayo del año 1977 en Variety: “Star Wars es una magnífica PELICULA, no una figura, un cómic, un libro o una…”

© Eduardo Serradilla Sanchis, Helsinki, 2019-2021.

Agradezco a los dos últimos directores de la institución y a todos los responsables de la biblioteca del Kansallinsen audiovisuaalinen instituutin (KAVI) finlandés toda la ayuda y el tiempo dispensados para que pudiera obtener toda la información y el material necesario, el cual luego se utilizó para poder redactar e ilustrar esta reseña.

Variety © Copyright 2021 Variety Media, LLC, a subsidiary of Penske Business Media, LLC. Variety and the Flying V logos are trademarks ™ of Variety Media, LLC. All Rights Reserved.

Star Wars © Lucasfilm Ltd & ™. All rights reserved. Text and illustrations for Star Wars are © 2021 Lucasfilm Ltd.

All the images are show here for historical and review purposes. Every effort had been made to credit the copyright holders, and/ or studios/publisher whose work has been reproduced in these pages.

Notas:

1-La edición Daily Variety se dejó de publicar en marzo del año 2013 para, ese mismo mes, lanzar una publicación denominada Variety, a imagen de la edición original de principios del siglo XX. 

2- I’d been reading a book the night before the meeting with George Lucas, a book about German type design and the historical origins of some of the popular typefaces used today—how they developed into what we see and use in the present. After Lucas described the kind of visual element he was seeking, I returned to the office and used what I reckoned to be the most ‘fascist’ typeface I could think of: Helvetica Black.

Sansweet, S. J., & Vilmur, P. (2005). The Star Wars poster book (1st ed.). San Francisco, CA: Chronicle Books.

3- M. (1977, May 25). Star Wars. Variety, p. 20.

Doctor Strange in the Multiverse of Madness (Sam Raimi, 2022)

Doctor Strange in the Multiverse of Madness (Sam Raimi, 2022)

“¿Hasta dónde estarías dispuesto a llegar para conservar a tu familia?” Esta es una pregunta de muy difícil contestación y peor resolución, sobre todo por las decisiones que deberás afrontar si, llegado el momento, te vieras abocado a tener que hacer frente a una...

George Pérez, el dibujante de lo imposible

George Pérez, el dibujante de lo imposible

Hay pocas, muy pocas portadas gráficas que, transcurran los años que transcurran, permanecen tan vivas e impactantes como la primera vez que las tuviste delante de tus ojos. Son por derecho propio parte de tu pasado y de tu presente, y permanecerán en tu memoria hasta...

Los Centinelas de Neal Adams

Los Centinelas de Neal Adams

Si quisiera seguir con la tónica imperante, nada más conocerse la muerte de Neal Adams (15.06.1941-28.04.2022), lo “lógico” sería centrarme en la forma en la que revitalizó y actualizó un personaje tan venerable y longevo como lo es el cruzado de Gotham City y, por...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies